Hacia la Capilla ardiente de 10 días

Hacia la Capilla ardiente de 10 días
Fueron cientos de miles quizás millones...no se sabe cuántos desfilaron frente a Chávez para darle su adiós

El Comunismo en Venezuela en 2017

El Comunismo en Venezuela en 2017
El comunismo hoy en día en el siglo XXI lo interpreto como el modo de vida que se fundamenta en la espiritualidad (razón política de energía morfogenética para luchar por transformar el mundo) del ser para organizar a la sociedad en componentes comunitarios que buscan alcanzar el Bien Común (racionalidad de justicia), la producción socialista y el poder popular expresado por vía del autogobiernC

Táctica y Estrategia de la Revolución Bolivariana en la coyuntura del 12 de Octubre

Táctica y Estrategia de la Revolución Bolivariana en la coyuntura del 12 de Octubre
Quienes creen en el Socialismo Bolivariano (Revolución), como otro modo de vida diferente al capitalismo, buscan la realización de actos dirigidos a transformar el capitalismo y generar una nueva estructura de relaciones humanas que invente el otro mundo posible.

El MNOAL y el Socialismo Bolivariano

El MNOAL y el Socialismo Bolivariano
La coyuntura en que se encuentra Venezuela al realizarse la Cumbre de los Países del MNOAL es una oportunidad, para el país que sigue de manera inexpugnable alcanzar la viabilidad de construir el Socialismo Bolivariano

La Revolución Bolivariana es un paradigma que guía a los movimientos emancipadores del mundo

La Revolución Bolivariana es un paradigma que guía a los movimientos emancipadores del mundo
La fuerza interior se crece para transformarse en ímpetu imbatible al dominar las ideas que proyectan el modo de vida sustentado en el socialismo, razón del reto contra las fuerzas de USA, de la derecha mundial y la globalización universal.

Talento, Bien Común y Virtud vs Fascismo, Odio y Destrucción

Talento, Bien Común y Virtud vs Fascismo, Odio y Destrucción
El Bien son los principios, la ética, la moral de la justicia, la razón del espíritu. El Bien es el amor al prójimo y la Buena Voluntad. El Mal es el odio, la devastación consciente, la intención de hacer daño, la negación de la idea, del pensamiento y de la Revolución.

La Carta Democrática Interamericana, instrumenrto de USA para mantener su hegemonía

La Carta Democrática Interamericana, instrumenrto de USA para mantener su hegemonía
No puede uno de sus miembros (OEA) invocar la aplicación de la Carta cuando se carece de moral política por ser violador de su articulado.

El Partido Político tiene que transformarse en estructura para la emancipación

El Partido Político tiene que transformarse en estructura para la emancipación
Democracia Directa es el nuevo estadio que tiene que asumir la Revolución Bolivariana una vez que el pueblo venza a la GNC, a la desestabilización, a la derecha mundial, al Comado Sur, al Departamento de Estado, a los gobiernos de la derecha mundial y al Presidente de USA.

domingo, 5 de marzo de 2017

Hugo, vida tuya para la inmortalidad por William E. Izarra

“No hay sepulcro para mí, porque soy más poderoso que la Muerte; miro lo pasado, miro lo futuro, y por mis manos pasa lo presente…” (Mi Delirio Sobre el Chimborazo, Simón Bolívar)


El Delirio de Bolívar trasciende sus dos cientos años para hacerlo un acto concreto con la muerte de Chávez; porque no muere, se ha hecho inmortal y fluye su energía que se conjuga con la del propio Bolívar. Fusión del universo que enciende la llama que es imagen, guía, camino que orienta lo inmenso de la lucha hasta que se consolide la Revolución. Emancipación de los pueblos pidió  Bolívar, unidad de la Patria Grande latinoamericana impulsó Chávez. Conciencia del pueblo indujo en sus actos de masas. Tomó la esencia bolivariana para inocularla en la sangre, corazón y razón del pueblo venezolano que disparó su alcance a las corrientes del pensamiento y gobiernos del Continente, con sus salpiques al mundo sensible, creador y esperanzado de un vivir mejor en lo nuevo posible.

“…La muerte es algo que no debemos temer porque, mientras somos, la muerte no es y cuando la muerte es, nosotros no somos…” Antonio Machado poeta español en la onda de la no existencia al morir deja abierto también en su prosa poética que la muerte se diluye, se vuelve etérea cuando se vive para la vida. Chávez no muere. Lo vemos en su capilla ardiente pero está vivo: discursos, cantos y señas; todo él: voz, gesto, mirada y risas, vibra su férrea voluntad en la memoria, recuerdo de hoy que será así mañana de una  realidad donde pisamos y luchamos, presta a perpetuar su impacto.

Chávez vivió para la vida, para la vida de los otros, para la de los pobres excluidos de toda consideración humana; Chávez muere pero deja un camino de tránsito hacia la bondad y la dignidad de los que nunca eran y morían sin ser nada.

“…Conserva en tu mente lo que has visto, dibuja a los ojos de tus semejantes el cuadro del Universo físico, del Universo moral; no escondas los secretos que el cielo te ha revelado: di la verdad a los hombres…”

Prosigue el Delirio de Bolívar untando su vigencia a la misión que el cielo le asignó a Chávez. La muerte es una vida vivida y la de Chávez cumple el designio que viene del misterio y de lo indescifrable del cosmo infinito. Partes y te quedas; fuiste y sigues siendo; sembraste esencia de ser y recogiste amor de multitudes de nosotros, compatriotas y hermanos, y de los otros que marcaste por siempre.


Camarada Hugo, viviste para morir como paso necesario al tránsito de la inmortalidad. Te lloramos hoy y mañana más hondo el dolor será al verte descender al sepulcro; pero eso es efímero al contar con tu presencia por los siglos de todos los siglos de la existencia de la vida, del mundo y el universo. 

sábado, 25 de febrero de 2017

El Comunismo en 2017 por William Izarra

Existe una obsesión (idea que con tenaz persistencia asalta la
mente) en los seres del mundo capitalista sobre el comunismo. La
intensa propaganda desplegada en el mundo occidental durante
el período de la Guerra Fría, la cual continuó con mayor empuje a
partir del Nuevo Orden Internacional de la globalización iniciado a
partir de la caída del Muro de Berlín, ha hecho del individuo un
ser alienado (estado mental caracterizado por una pérdida del
sentimiento de la propia identidad). La alienación como expresión
cultural de generaciones de seres humanos que se atan al mundo
capitalista ha sido un instrumento de dominio psicológico que ha
hecho al individuo de la modernidad y, ahora de la
postmodernidad globalizada, presa sumisa de los conceptos que
esa propaganda impone como verdad siendo la misma aceptada
sin ningún tipo de reflexión, meditación o verificación.

Cuando el centro de dominio del mundo capitalista asume la
confrontación contra el incipiente mundo socialista que
comenzaba a emerger después de la II Guerra Mundial dispuso
de su capacidad maligna impregnada de rapacidad, sometimiento
y opresión para inventar realidades, ninguna verdadera o al
menos manipulada esa verdad parcializada, y crear fantasmas
(figuraciones de la imaginación) acerca de un modo de vida
diferente al generado por el consumo y sus leyes de la
maximización de la ganancia (razón del capitalismo). El
comunismo era entonces visto desde la óptica del capital como lo
antagónico a democracia, felicidad, libertad y justicia. Era
dictadura, opresión, subyugación del pueblo, sometimiento al trato
cruel, inhumano y extirpador de sueños y disfrute pleno. El
comunismo era el infierno; mientras que el capitalismo era el
cielo.

Pues bien, de allí devino la deformación del comunismo que ha
sido permanente, incrustándose en la mente de generaciones
humanas para que se asuma (consciente o inconscientemente)
como un mal del mundo al cual hay que repudiar, refutar y negar.
En Venezuela esa cultura de la alienación y, en consecuencia el
concepto de comunismo, generaliza el anticomunismo, y lo
asume como una postura ante el mundo y la vida; la cual sigue
viva con mucha fuerza al interior del ser. Postura que demuestra,
por un lado, ignorancia masiva de una gran proporción del
colectivo nacional, que incluye a contingentes de rojos y rojitos
aún alienados; y por el otro, la propaganda anticomunista se
convierte en un factor de estímulo a la lucha contra la Revolución
Bolivariana la cual es interpretada por la contrarrevolución (inculta
la mayoría) como una copia de la experiencia comunista cubana.

En si, al investigar sobre el concepto político de comunismo
tomamos para efecto de este corto artículo la siguiente
conceptualización: “modo de interpretar y hacer la historia de un
pueblo como lucha de clases regida por el materialismo histórico
o dialéctico, que conducirá, tras la dictadura del proletariado, a
una sociedad sin clases ni propiedad privada de los medios de
producción, en la que haya desaparecido el Estado”. Este
concepto en bruto sin otro tipo de consideraciones lo tomó el
centro dominante para desvirtuarlo e imponer de manera
deformada sus propias visiones interesadas en preservar la
esencia del mundo occidental sin influencia de ningún modo de
vida diferente al suyo.

Sin embargo, en la práctica de la política actual en nuestro país y
con base en nuestra identidad y fundamentándonos en los ideales
de los libertadores del siglo XIX, e integrándolos a nuestros
propios pensamientos criterios, juicios e ideas, el comunismo hoy
en día en el siglo XXI lo interpreto como el modo de vida que se
fundamenta en la espiritualidad (razón política de energía
morfogenética para luchar por transformar el mundo) del ser para
organizar a la sociedad en componentes comunitarios que buscan
alcanzar el Bien Común (racionalidad de justicia), la producción
socialista y el poder popular expresado por vía del autogobierno.
Es también comunismo el amor al prójimo (lazos de afectos
surgidos del espíritu de cuerpo) y la buena voluntad del individuo
para solidarizarse en las tareas colectivas de los componentes
comunitarios. Es además, buscar la sustitución del modo de vida
capitalista por el modo de vida socialista y, en consecuencia,
generar el cambio de estructura (nueva génesis) que conciba:

(i) transmutar las relaciones de producción cuyo fin no sea el
mercado sino la satisfacción del Bien Común del colectivo para el
buen vivir y la colectivización de la propiedad de los medios de
producción;

(ii) cambio en las relaciones de poder que asuma como
primera instancia de poder la asamblea popular organizada desde
los colectivos de base cuya razón fundamental de existir sea el
individuo y no la mercancía del capital;

(iii) cambio en las relaciones sociales entre los seres del
colectivo nacional para estructurar la sociedad socialista
desalienada y culturalmente emancipada. La sociedad de la
Patria, de la Patria Grande y del legado de nuestros libertadores.

"El comunismo EN 2017” es una respuesta al grupo de
contrarrevolucionarios que dicen en las redes sociales y a menos
de 24 horas del llamado a protestar  que “a los
comunistas del gobierno hay que quitarles la bandera nacional a
carajazos”. Por eso digo, repito y lo siento en mi corazón,
conciencia y alma viva el comunismo hoy y siempre. 

Comunista seremos hasta la muerte.

viernes, 7 de octubre de 2016

La hipocresía de otorgar un Nobel ¿de la Paz? a Juan Manuel Santos Por Carlos Aznárez


"Es un reconocimiento al duro trabajo y a la muy importante iniciativa del presidente Santos", dijo la portavoz del Comité del Nobel de la Paz, cuando procedió a anunciar quien era el elegido de este año para esa distinción, cada vez más devaluada.

El sistema sabe a quien premia y en qué momento lo hace. Como ocurriera con la designación, en anteriores períodos, de esos dos grandes ejecutores de la política de exterminio contra el pueblo palestino, llamados  Shimon Peres y Rabin. O el mismo galardón que le entregaron a Barak Obama, para que pueda ampliar impunemente la guerra en Medio Oriente o mantener en funcionamiento la base de torturas de Guantánamo.

Por más que se disfrace de lo que no es y que en este último tiempo haya hecho esfuerzos para cambiar de look y vestir de blanco a todo su gabinete, Santos tiene un largo recorrido como impulsor de las estrategias guerreristas del establecimiento colombiano.

Compartió gobierno con Alvaro Uribe Vélez y fue partícipe con éste en la aplicación de políticas genocidas contra el pueblo colombiano. Desde el cargo de Ministro de Defensa, el ahora Premio Nobel dirigió las Fuerzas Armadas desde 2006  hasta ayer nomás (mayo de 2009) en tareas de "limpieza" y "tierra arrasada" contra los guerrilleros de las FARC y el ELN.

Solo basta recordar su compromiso con regar el territorio con cadáveres de campesinos y campesinas a los que se conoció como "falsos positivos". Hombres y mujeres que ni siquiera pertenecían a la insurgencia pero que en su afán de extirpar las protestas reivindicativas y sembrar terror, el ejército los secuestraba, les ponía un uniforme verde oliva, les plantaba un arma y los asesinaba. Los medios del sistema hacían el resto identificándolos como "subversivos" o "integrantes de las bandas terroristas".

Como en la época de la "conquista del Oeste" estadounidense, cuando los soldados cazaban como animales a los indios y luego de asesinarlos les cortaban una oreja para luego exhibirla y recibir recompensa, los uniformados del ejército de Santos fotografiaban los cadáveres de los "falsos positivos" y por cada uno de ellos había una compensación económica extra.

Otra perla en el curriculum sangriento de Santos es la "Operación Fénix" por la cual la fuerza aérea colombiana violó la soberanía ecuatoriana, y bombardeó a mansalva el campamento del comandante de las FARC Raúl Reyes en la zona de Sucumbíos. Se trataba de una operación conjunta con el asesoramiento del Mossad israelí y tareas de inteligencia de la CIA norteamericana, que fue ejecutada cuando los guerrilleros dormían y poco pudieron hacer para evitar las bombas mortíferas de varias toneladas y la operación posterior a cargo de helicópteros artillados que balearon a mansalva a los sobrevivientes.

De esta manera, el ahora Nobel de la Paz y su colega Uribe Vélez, ambos halcones guerreristas, se sacaban de encima a uno de los hombres que precisamente estaban avanzando en la idea de abrir negociaciones entre las FARC y el Gobierno y para ello había hecho contactos internacionales que pudieran ayudar en esa tarea.

No sólo murió Reyes en ese acto de barbarie sino que también masacraron a otros 22 guerrilleros. La matanza se extendió a algunos estudiantes mexicanos de la UNAM que visitaban el campamento fariano, mientras que otros quedaron gravemente heridos.

Tiempo después, cuando Santos llega al gobierno prosigue con la estrategia uribista de golpear antes que nada al Secretariado de las FARC, y es durante su gestión que son asesinados el Mono Jojoy y el máximo jefe fariano Alfonso Cano, contando en cada oportunidad con la ayuda de servicios israelíes y norteamericanos.

El paramilitarismo, también es un factor a tener en cuenta en la historia santista, ya que cuando gobernaba Uribe alcanzó su máximo nivel operacional, aterrorizando a punta de balas y motosierras a la población civil. Prevalecía el concepto, y Santos participaba del mismo, de "quitarle el agua al pez", masacrando sin piedad a grandes núcleos poblacionales, sobre todo campesinos, que pudieran constituirse en semillero de la guerrilla. Así decenas de miles de personas fueron ejecutadas por las Convivir, las Autodefensas de Colombia, o las Aguilas Negras, todos rótulos utilizados por el terrorismo paramilitar.

En conclusión: no caben dudas de que este Nobel de la Paz a Santos viene con premio agregado ya que le llega en un momento en que su imagen de "blanca palomita de la paz" se había chamuscado parcialmente después de los resultados negativos del plebiscito. Es entonces que urgía "darle una manito" que le permitiera seguir en carrera y poder presionar a las FARC para renegociar los acuerdos firmados después de pactar estos cambios sustanciales con su socio Alvaro Uribe Velez. Qué mejor que un Premio Nobel para que el presidente Santos se sienta reconfortado y con fuerza para mostrar a la opinión pública que resulta importante sumar al uribismo "a la paz".

Los rasgos de hipocresía que aparecen casi siempre tras las bambalinas de estas distinciones internacionales son más que odiosos. Sirven para asegurar la impunidad de los violadores de todos los derechos humanos, los gratifican y blanquean socialmente. Más aún, les otorgan más poder para imponer sus criterios de "paz" a la contraparte, buscando que, como en este caso, sea la insurgencia la que esté obligada a aceptar cambios tramposos impuestos precisamente por quienes han hecho de la guerra una constante en la vida del pueblo colombiano.


miércoles, 5 de octubre de 2016

12 de Octubre: Táctica y Estrategia Por William E. Izarra

01.                 La lucha, a partir del 12 octubre para la Revolución, además de basarse en respuestas pragmáticas operativas (táctica de resistencia y ofensiva) tiene que fundamentarse en lo teórico conceptual para estimular la conciencia socialista.
02.                 La confrontación siempre estará definida dentro del marco de la lucha de clases por lo que ninguno de los actores (Revolución, MUD) reducirá la intensidad de sus expectativas para derrotar al otro.
03.                 La derecha (MUD) cree en un modo de vida que lo ofrece el capitalismo en el ámbito de los valores establecidos por la cultura occidental que lideriza USA
04.                 Quienes creen en el Socialismo Bolivariano (Revolución), como otro modo de vida diferente al capitalismo, buscan la realización de actos dirigidos a transformar el capitalismo y generar una nueva estructura de relaciones  humanas que invente el otro mundo posible.
05.                 Para entonces, 12 de octubre, fecha referencial que la MUD ha fijado para reimpulsar las acciones de choque contra la Revolución, estimo que el actor de la derecha presentará las siguientes características en el plano interno-nacional: (i) desgaste de su energía de lucha individual y grupal; (ii) incremento de la pugnacidad interna por liderazgo y formas de acción; (iii) erosión y deterioro de su capacidad de convocatoria y movilización; (iv) frustración de significativos sectores de la clase media que sin ser activistas y militantes permanentes simpatizan con la MUD; (v) ausencia de propuestas que impriman ímpetu a la población que se ha identificado con la MUD; (vi) carencia de un liderazgo que arrastre a la masa  como un todo compacto unificado como actor contrario a la Revolución.
06.                 Presenta también la MUD para ese momento referencial, 12 de octubre, algunos signos que le suman pizca de empuje proveniente del ámbito internacional: (i) acentuación del apoyo de la derecha y USA  (protagonista de la desestabilización contra el gobierno del Pdte Nicolás Maduro) en logística (recursos económicos, armamento, entrenamiento, información), matriz adversa y negativa de la opinión mundial sobre el gobierno revolucionario y acciones políticas de entes mundiales; (ii) incremento del bloqueo que hará el Sistema Financiero Mundial para seguir presionando a la economía de Venezuela; (iii) ampliación de las acciones encubiertas por parte de las fuerzas subversivas clandestinas en el país.
07.                 Este escenario que se está incubando hoy cuyo objetivo de arranque apunta hacia el 12 de octubre y días posteriores, le permite al actor Revolución fortalecer su acciones al dar respuestas contundentes a lo que hasta ahora ha venido haciendo en el plano de la táctica: (i) gestión de gobierno; (ii) convocatoria y movilización de la masa revolucionaria; (iii) estímulo al ímpetu colectivo; (iv) cohesión grupal; (v) fortalecimiento del espíritu de cuerpo; (v) unidad de lucha y expresión de fuerza aliada por los lazos generados por el liderazgo de Chávez; (vi) consolidación de la unión cívico-militar.
08.                 De manera contraria a lo que manifiesta la MUD sobre la realidad de la Revolución, la táctica de la Revolución se presenta, en lo que respecta a energía y dureza de su confrontación, en una proporción de superioridad ante su oponente de 3 a 1. Aunque el apoyo internacional es la causa que le permite a la contrarrevolución obtener ese 1 a que me refiero, la fuerza revolucionaria supera a la MUD dos veces más del sencillo 1 que le otorgo.
09.                Ahora bien, si en la táctica la Revolución no será derrotada y continuará venciendo los inmensos obstáculos que se le presentan, el Proceso Bolivariano a la par de la ejecución de su táctica, requiere como demanda sentida por toda esa fuerza que no ha permitido la derrota, operacionalizar la estrategia. 
10.                 La estrategia a partir del 12, en conjunción con las acciones tácticas, se tiene que fundamentar en el avance por el camino del nuevo modo de vida, razón de la Revolución, que es el Socialismo Bolivariano.
11.                 Considero que la estrategia inicial, como una derivación de los logros alcanzados en 17 años de Proceso, tienen que considerar los siguientes elementos estructurales de la dimensión social a la vista de los hechos mundiales de hoy: (i) formalizar la capacitación política e ideológica de toda la militancia activa y de reserva (dirigentes, cuadros, unidades de base) que luchan del lado del Proceso Revolucionario; (ii) se tiene que asumir como necesidad existencial de la Revolución,  del militante y del proyecto de nueva sociedad el dominio ideológico de la tesis original y autóctona del Socialismo Bolivariano; (iii) deben internalizarse sus categorías, postulados, metas, formas de acción; (iv) lo anterior incluye diseñar y poner en práctica la carrera del dirigente político, potencial candidato a las vocerías de las asambleas de ciudadanos y de los cargos de elección popular; (v) a partir de este momento (relación de fuerza de 3 a 1 con respecto a la oposición) hay que generar las condiciones para sustituir el Estado reformista aún vigente y cambiarlo por las nuevas instancias del poder popular; (vi) todas las estructuras de la Democracia Representativa tienen que desaparecer y en su lugar instrumentar la legalidad y competencia decisoria de consejos comunales, asambleas de ciudadanos (primera instancia de poder), contraloría social, gobiernos comunitarios, cabildos abiertos y consejo nacional de gobierno; (vii) alcanzado este nivel de evolución del poder popular todos los cargos del aparato burocrático se convierten en vocerías de sus respectivas entidades; (viii) logrado lo expresado en el sub-punto vii se tienen que establecer, por la vía de la práctica revolucionaria, las nuevas relaciones entre capital y trabajo. Éstas pasan a ser iguales (K=T) en planificación, gestión y administración de la unidad productiva. Asimismo, con la aparición de las comunas, surge el sector socialista de la producción, independiente del Estado y del sector privado; (ix) la conversión total del partido de gobierno en instrumento del pueblo, valga decir, el PSUV y los factores del Gran Polo Patriótico (GPP) tienen que subordinarse a la comunidad organizada y contribuir con ella en alcanzar su emancipación. El partido no manda, sino obedece; y, (x) reforzar la estructura y la concepción revolucionaria del nuevo pensamiento de la defensa integral colectiva (unión cívico-militar), con  sus tres macro-componentes: fuerza armada bolivariana, reserva nacional y milicias populares.
12.                 No creo que la Revolución Bolivariana sea derrotada. Desde que murió el Presidente Chávez, USA y sus elementos de poder mundial (incluídas todas las expresiones de la derecha), se han compactado para aniquilar a la Revolución Bolivariana, cuyos trazos más relevantes los podemos enumerar así: (i) La “arrechera” del 2013, llamado del candidato vencido Henrique Capriles, que incitó las guarimbas de ese abril; (ii)  el camino de la Guerra No Convencional GNC durante el 2013; (iii) las acciones terroristas de conspiración incitadas por la guarimbas a nivel nacional durante el primer semestre del 2014; (iv) la acentuación de la GNC del 2014 sumado a la permanente escalada de la matriz de opinión  internacional en extremo negativa sobre el gobierno nacional; (v) el golpe militar develado  a principios del 2015; (vi) le emisión del Decreto de Obama calificando a Venezuela de “amenaza a su seguridad” en marzo del 2015 (este Decreto se renovó en marzo de 2016); (vii) el feroz ataque económico y sus consecuencias  durante el resto del año 2015 que permitió a la oposición obtener la victoria del 6D; (viii) la amenaza con la que abrió el año 2016 que fijaba en 6 meses la caída del Presidente Maduro y la sustitución del gobierno nacional por los actores de la MUD; (ix) la continuación de la GNC durante todo lo que va del años 2016 (incluyendo la baja de los precios del petróleo) y la permanente escalada de trabas y obstáculos a las relaciones internacionales de Venezuela en los diferentes organismos mundiales multilaterales; (x) y la búsqueda constante e inacabable por arrasar a la Revolución Bolivariana.
13.                 Estos trazos que han caracterizado a los elementos que atentan contra el Proceso Bolivariano, acentuados a  partir de la muerte del Presidente Chávez, han generado en la comunidad revolucionaria una renovación energética para impulsar la fuerza individual y grupal por defender, preservar y exponenciar la Revolución Bolivariana.
14.                 Estos 17 años de Proceso Revolucionario no han sido nada fáciles, pero con todo la adversidad habida en este lapso, la Revolución continúa buscando espacio, camino y tiempos. La próxima batalla que apunta su inicio hacia el 12 de octubre, la táctica de la revolución hará derrotar una vez más a la contrarrevolución; pero, en esta nueva coyuntura se gesta el momento para tomar la estrategia de la renovación de la lucha por la Revolución. Tenemos, entre todos, hacer posible la transferencia del poder a las comunidades organizadas de una manera viable y consciente. Tenemos que arrancar de raíz todo componente orgánico heredado de la IV República y transformarlo en elemento de política pública manejable por la base social organizada, capacitada e ideológicamente identificada.  No hacerlo, podría causar desmoralización, desgaste y frustración en los revolucionarios  que luchan por el socialismo y que le han hecho ver a los movimiento sociales del mundo que el socialismo, el nuevo socialismo, el socialismo bolivariano, si es posible.